Susurrando (te) Miguel Abuelo

Susurrando (te) Abuelo por Martín Avalos (aynilibros@gmail.com).

Alguien canta y una manta
se recuesta sobre el cuerpo de los dos.
Cuenta un cuento amigo mío,
No tenemos que dormirnos
El sol quema y no hace frío.
Hoy seremos campesinos.(1)

Nacer en el equinoccio de otoño, (y en el futuro Día de la Poesía) sólo puede prever colorido, y tristezas de muchos. Ser una de las voces de todos. Una responsabilidad que se lleva y en oportunidades desborda.

Ya arroja tu armadura
Ser el aire no es pensar.
Todo lo que ata es asesino
Todo lo que ata no es la paz.
No hay camino hasta tu suerte
Nadie te puede ayudar.
Oye niño no te dejes
Haz tu cabeza estallar.(2)

“Padre de los piojos, abuelos de la nada”(3)

Quién no fantaseó con un Miguel Abuelo y la Pesada. Quién con un Mariposas de madera con el violín de Pinchevzky. Con un Nunca te miró una vaca de frente con un solo de bata de Javier Martinez. Las guitarras de Gabis en Amor de primavera con Tanguito de invitado. Y el blues de En la estación con Pappo, Zaguri y la flauta de Miguel más las voces de los cuatro con Billy Bond.

El sol es bien otoño. Encerrado tu Voz de Dioses me lleva por las sierras cual alto parlante distribuyendo feliz tu Poesía:

Buen día, día

Buen día, día. Día, buen día.
Buen día, perro, mujer buen día.
Árbol buen día, señora buen día.
Buen día, hijo, hermano buen día.
Buen día, día. Día, buen día.
Soy todos tus olvidos
y de todos tus olvidos
aparece mi alimento.

Aquí tu libertad, aquí tu intensión
apelmazada de ser pájaro,
aquí la piedra de tu risa,
aquí mi boca arriba y gritando, buen díaaaaa…
a todo lo que pasa,
yo soy el que da rota de tu paso olvidado
y aquel que te camina descalzo, entre tus pasos
nada sé, no, nada sé, nada sé.

Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día Sol, soles buen día,
tontos buen día, señora buen día,
Buen día agua, fuego buen día
buen día aire, luna buen día.

Juntos cavaremos hasta la superficie de mi tierra.
Tu dolor es amor transformándose en mundo,
todo lo de buscar ya fue encontrado,
creciendo vengo desde antiguo informe
y una caja es mi cuerpo donde el dolor no cesa.

Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,

Embelésate ahora que estas vivo.
Este mundo era ya una loquería.
Vamos…adelante.
Traerás todo junto,
llanura y vegetal entrelazado.
Agua sobre fuego y fuego bajo tierra.
Sé bien que tus coros se pondrán
contentos.

Que suba lo que crece,
lo que se aparta, aparte,
lo que vino, se encuentre,
lo que se fue, se vaya.

Aquí voy yooo…
El que río y río
bajo y sobre las vertientes.
Aquí voy yoooooo…,
el que tentó al amigo.
Oíd, oíd, oíd, que hermoso río que suena en tí
llamando, humano, humano, humano,
humano, humano, humano, humano…

El pensamiento corre,
el cuerpo baila.
Los ojos iluminan.
La voz llega y escapa.
Por qué trastocar la lozanía
que hay en tu alma?

Ah! El yugo.
Oh! La enfrascadora jornada.
Brindo contigo, Holderlin.
Por lo gratis, la bendición etérea.
Y oíganse las manos serviciales.
La tares del amor,
creativo y fraternal.

Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, remanso, tempestad buen día.
Buen día, ruta, muerte buen día.
Buen día, día.

Ey! Y si hubieras contraído
compromiso con la muerte?
Y si hubieras muerto acaso?
Peleando o creyendo,
O intentando escaleras para atrapar las
espaldas del cielo?
Hubieras llevado gloria hacia allá, si
(hacia desde donde ya no se vuelve)
Pero también, habrías dejado fábula,
utopía y polvo
entre mis cofrades mortales.

Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,

Pobre eres si no llevas repletas las arcas
de tu corazón.
Idiota perdido aquel que no se reconozca en un
odio insensato.
Que imbécil no verá su pasión más
desjuiciada.
Y qué clase de rico será
quien no lleve todo junto y en un solo puño
la psiquis y el latido de su pueblo.

Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,

¡He venido a mover y darle
marcha a la fanfarria!
me fecunda la música que tonifica
y cura.
Los poetas me acusan de deber ser
valiente.
Las artes para siempre,
las musas sin cadenas.
Como, huelo, duermo, rió, bebo, juego, ando.
Me recuesto cara al cielo
y mi reposo goza en la paz de cada origen.

¡Buen día, díaaa…!
Adiós barcos anclados sobre torrentosas aguas.
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,

No Nosotros, regocijos del rocío sobre narices esplendidas,
¡No Nosotros!, elásticos celebradores de deseos,
¡No! ¡No Nosotros!, bravos Napoleones sin batallas,
el compromiso nunca ha sido un balfaro para mi
¡No!, soy de aquí yo, poco, tenso y me quedo
para cantar y amar
desde un huerto manual en mis hermanos.

Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día,
Buen día, día. Día, buen día.

¡Feliz cumpleaños Miguel!

Notas:
1- Hoy seremos campesinos. Tema de Miguel Abuelo (Buenos Aires, 21 de marzo de 1946 – Munro, 26 de marzo de 1988) dedicado a su amigo Tanguito.
2- Oye niño, tema de Miguel.
3- Así cuenta la historia. Un productor le dijo a Miguel Ángel Peralta si tenía una banda. Sí dijo él. Y cómo se llama. Contestó lo que recordó de El Banquete de Leopoldo Marechal. (“Padre de los piojos, abuelos de la nada”) Los Abuelos de la Nada se llama.

Cualquier sugerencia es bienvenida: aynilibros@gmail.com , gracias.

Deja un comentario

Paste your AdWords Remarketing code here
A %d blogueros les gusta esto: