Este es el ejemplo de un texto alternativo

Se cae la interna de la UCR en Río Ceballos: Guerrero también iría por fuera

Tras el anuncio de Juan Bonvin de ir por fuera de la estructura partidaria que lo cobijaba (y que presidió hasta el año pasado), ahora el otro contrincante que le quedaba a Omar Albanese también decide ir por fuera del centenario partido.

Raúl Guerrero expresó a DiarioSierras.Com: «no hay interna porque no hay forma de llevarlas a cabo. El 28 de julio son las elecciones, el 28 de junio se deben presentar las listas de candidatos a la Junta Electoral (Intendente, Concejales, y Tribunos de Cuenta). De modo que no hay tiempo para internas, ni para un debate serio entre candidatos, sobre las propuestas para mejorar las condiciones de vida de los habitantes de Río Ceballos. Lo único que podemos hacer, por lo menos en mí caso, es caminar, y hablar con el que preste atención. Y al vecino le quedamos debiendo el debate, luego la interna, y semanas para que cada uno procese lo que le dejó el debate, y elija sus autoridades con información, y criterio formado.»

De todas formas Guerrero será candidato a intendente: «por cierto que sí, trabajo muy seriamente estudiando cada área y cada tema que nos preocupan, aplicando más de 45 años de experiencia en administración, contabilidad y economía.»

Con este panorama, Albanese queda sin rivales y como único candidato por la UCR, que viene de cosechar un duro golpe a nivel provincial donde Ramón Mestre quedó tercero en la preferencia del electorado.

¿Porqué esta fecha?

Lo que no termina de cuajar es la fecha elegida por el intendente para realizar el comicio. Cuando Juan Schiaretti determinó la fecha de las elecciones para el mes de mayo, muchos intendentes de partidos opositores al del gobernador vieron claramente que la elección provincial estaba perdida y maniobraron para conservar sus municipios bajo el mando de sus sellos partidarios.

Así lo hicieron Villa Allende (Pro, Eduardo Romero), Mendiolaza (Daniel Salibi, Córdoba Cambia); Estación Juárez Celman (Betty Prunotto, mestrista); Salsipuedes (Marcelo Bustos, Vecinalismo), y Orlando Belli (UCR).

Quedaron en el aire tres grandes municipios del Departamento Colón: Jesús María, que cuenta con línea directa a Casa Rosada por la buena sintonía de Gabriel Frizza con Mauricio Macri (se vota mañana y la «heredera» de Frizza, Mariana Ispizúa va como candidata ante Luis Picat), Colonia Caroya donde el justicialista Gustavo Brandán está alineado con Juan Schiaretti y Río Ceballos, que es el caso que nos ocupa.

Sin apoyo de la Provincia y con su intendente repitiendo que Nación le aprobó solo 2 de 14 proyectos, Albanese optó por la alianza con Ramón Mestre. De hecho en el verano el intendente capitalino visitó «La Perla de las Sierras» para cosechar adhesiones. Ahora Albanese definió el comicio que definirá si sigue o no en el poder para el 28 de Julio, cuando todos sus colegas del Corredor ya garantizaron su silla por cuatro años más. ¿Porqué se demoró en definir la fecha?

En abril, donde los «opositores» a Hacemos por Córdoba pusieron en juego sus intendencias, todos ganaron con holgura ante unas oposiciones locales que no llegaron a organizarse. La excepción fue Mendiolaza, donde Martínez Dalke estuvo cerca de arrebatarle el triunfo al «animal político» de Daniel Salibi, pero Martínez Dalke viene trabajando como ningún otro concejal en difusión, prensa y oposición desde hace más de cinco años, con lo que ya estaba instaladísimo como candidato sea cual fuere la fecha.

En Mayo los intendentes «oficialistas», que responden al Justicialismo provincial, también ganaron con comodidad y con el arrastre de votos de Schiaretti. Albanese no optó por ninguna de las dos fechas. Ahora se expone a lo que ninguno de sus colegas se expuso, dándole tiempo al PJ local de reagruparse, pensar y hasta unirse.

Con el panorama actual, Juan Bonvin, Raúl Guerrero y Omar Albanese disputarán (en mayor o menor medida), los votos radicales, que sin interna se fragmentarán. En frente, Sebastián Amuchastegui; Marcos Quevedo, Pablo Murua y quien resulte electo dentro de «Compromiso por Río Ceballos» (participan allí Sergio Spicogna, Eduardo Baldassi, Alberto Bustamente, Marcelo Yornet y Andrea Leguizamón), dividirán el voto opositor.

A menos que desde el Centro Cívico los estrategas de la Gobernación bajen la orden de unificar fuerzas y «ganar o ganar», saliendo a cazar municipios opositores ya liberado el gobernador del «pacto de no agresión» con muchos intendentes para priorizar la elección provincial.

Se dé una opción o la otra, quedará flotando la pregunta del porqué se dilató tanto la fecha para la elección. Albanese sale a plebiscitar su gestión con tiempo suficiente para que la oposición se le plante fuerte y sin grandes apoyos (poco puede darle un Mestre en retirada desde la Capital provincial). Mientras, el resto de los intendentes «no peronistas», ya están en otros temas.

Deja un comentario

Paste your AdWords Remarketing code here